Acapulco, taquería

por

La especialidad son los tacos al pastor ($3.50).  Las tortillas las hacen a diario en el mismo restaurante. Todos los tacos están al mismo precio. Cochinito pibil, lengua y barbacoa son otras de las ofertas disponibles en el restaurante Acapulco en la calle San Miguel casi en la esquina de la Loíza.

Fachada

La barra de cemento ocupa el espacio central del local que tiene espacio para veinte comensales en el primer piso y otros veinte en la segunda planta. Chiles y pequeños cactus adornan el negocio. Los tacos pueden salir acompañados por aguas frescas de distintos sabores: toronja, jamaica, horchatas. Alessandro Salvatore, el dueño, creció en México hijo de una boricua y un italiano. Es chef y vive en el vecindario.

Aguas frescas

“Tengo muchos buenos recuerdos de Acapulco”, dice sobre la ciudad que le da nombre a su negocio.

Los tacos son exquisitos y a buen precio. Quizás lo mejor que tiene Acapulco es el pique de aguacate que va con todo. De postre: tarta de limón o tres leches con cajetas. La fachada de Acapulco queda hacia el lateral del antiguo teatro que hace esquina con la Loíza, a un bloque de la calle Ismael Rivera.

Abren de martes a viernes a las 11:30am solo para almuerzo. Los sábados abren a las 9:00am para servir desayunos y los domingos a las 10:30 para brunch que incluye los tradicionales huevos rancheros. ¡Bienvenidos al vecindario!