Compras locales mueven la economía

por

Ante la crisis económica que atraviesa el país, miles de negocios locales se enfrentan a las mega tiendas extranjeras que crean menos empleos y generan millones de dólares que no se quedan en la Isla.

Para el 2012, en el sector de ventas al detal, dos terceras partes de las ventas las dominaban las megatiendas, lo cual representó una fuga de alrededor de $16,000 millones, contrario a los cerca de $8,000 millones generados por empresas locales que continuaron circulando en la Isla, según el economista José Caraballo Cueto.

“Uno de los mayores retos es competir con las grandes empresas y con la mentalidad popular -por decirlo de alguna manera- del puertorriqueño de pensar que en un negocio local tal vez no pueda encontrar la calidad de una cadena más grande”, manifestó la propietaria de Len.T.juela, Valeria Bosch Batista, ubicada en la calle Loíza.

Gran parte de la publicidad de las multinacionales se enfoca en que sus precios son más bajos que la competencia lo cual Caraballo Cueto cataloga como “una hipótesis que nadie había probado”.

De hecho, una investigación creada por el también profesor y sus estudiantes arrojó que, en el caso de las farmacias y las ferreterías, las cadenas locales -no los negocios independientes- venden un 4% y 15%, respectivamente, más barato que las extranjeras. En el caso de los supermercados, mostró que no hay una diferencia estadísticamente significativa entre las cadenas locales y las multinacionales.

EntredosValeriaRopa

 

“Bien difícil” para los comercios locales

Aunque, en el 2014, se enmendó la Ley de Reforma del Proceso de Permisos de Puerto Rico para viabilizar la aprobación de los permisos a los pequeños y medianos comerciantes, muchos de ellos continúan confrontando obstáculos al momento de emprender un negocio.

Para Bosch Batista, quien estableció su negocio hace 4 años, el proceso de completar los permisos es “bien complejo” y cree que “es la peor parte” de establecer un negocio. La empresaria opina que la poca accesibilidad a la información se lo hace “bien difícil al comerciante local”.

Por su parte, el economista Caraballo Cueto argumentó que se le hace más fácil a una mega tienda establecerse que a un comerciante local debido a que “le facilitan enormemente todo lo que es la permisología e incluso los incentivos a mega cadenas mientras, los pequeños y medianos empresarios, muchas veces ni conocen de la existencia de esos incentivos”.

Compras locales mueven la economía

“Muchas personas se preguntan qué pueden hacer para ayudar a Puerto Rico a salir de esta gran depresión económica en la que estamos. Bueno, pues una de las cosas que pueden hacer es empezar a comprar local”, dijo Caraballo Cueto.

Alrededor de 24,000 empleos nuevos surgirían si la mitad de las ventas de los consumidores fueran en comercios locales, según un estudio creado por el profesor de finanzas y estadísticas de la Universidad de Puerto Rico en Cayey.

“Solamente la mitad, si fuera el 100%, el impacto podría ser mucho mayor”, concluyó.